Monday, December 31, 2007

SOCIEDAD DEL FUTURO POR FANNY JEM WONG



SOCIEDAD DEL FUTURO

El nuevo siglo trajo consigo muchos cambios en todas las esferas del desarrollo de la humanidad. El mundo entero se ha desarrollado, pero a la vez los problemas van en aumento. El factor de mayor dificultad que deberán enfrentar los países llamados desarrollados es el incremento de la población de mayor edad y la notoria disminución de la población joven. De lo mencionado se puede deducir que la población económicamente activa de estos países tranquilamente podría superar en el futuro los 75 años de edad

La educación por lo tanto será una de las herramientas fundamentales. El conocimiento es y será lo más valioso en la sociedad futura. Es esta la gran razón fundamental para que desde ya se traten de identificar algunas de los grandes problemáticas y desafíos de la educación en general que deberemos de enfrentar.

Los procesos de transformación social de todo orden siempre estarán presentes, la economía y la política también sufrirán cambios. La crisis en el trabajo es algo que nadie puede atreverse a negar lo vivimos cada día, los que logren ubicarse decorosamente en un puesto laboral por lo tanto serán aquellos que mejor se hallan preparado y no-solo en sus profesiones sino en múltiples disciplinas, pero también se debe de mencionar que habrá quienes a pesar de esto, no logren triunfar porque no podemos olvidar de que en ocasiones dichos puestos son otorgados debido a padrinazgos.

La sociedad del futuro será terriblemente competitiva, es más ya lo estamos viviendo. Las diferencias sociales, políticas, económicas y culturales serán cada vez más abismales.A pesar de que se propugna en el discurso que el conocimiento y la información es un derecho de todos, en la realidad sabemos que no es cierto. Ambos elementos conocimiento e información otorgarán poder a quienes lo posean. Cabe destacar por lo tanto que dicho poder será usado y no necesariamente para bien en todos los casos. Por lo cual las potencialidades democratizadoras del conocimiento deberán de tratarse de usar en beneficio de todos auque nos parezca difícil.

Las estadísticas en el ámbito mundial en los países desarrollados con referencia a la edad de la población nos indican que habrá países literalmente viejos sobre todo en Europa.Los mercados internacionales serán también afectados por estos significativos cambios. A pesar de que la legislación de cada país estipula una edad de jubilación se dará el incremento del trabajo más allá de la misma.

El fenómeno migracional no podrá ser detenido, es más para algunos países será un mal necesario porque necesitarán mano de obra, pero que no garantizará de ninguna manera la cura más adecuada.La producción del conocimiento, requerirá de la ayuda de la creatividad y la innovación, su intercambio será todos los días pero, si bien se dice que el conocimiento “el débil y el pobre pueden adquirirlo“en la realidad efectiva esto todos sabemos no es tan cierto, es más es una tremenda mentira. Sino que se lo pregunten a aquellos niños que en nuestro país dejan de asistir a sus escuelas porque no tienen un lápiz y un cuaderno, ya que sus padres no pueden adquirirlos por falta de empleo. Y por qué no preguntarles a aquellos niños que no prestan atención en clase por encontrarse agotados debido a la venta de caramelos en las calles de nuestra Lima hasta altas horas de la noche.

Una sociedad del conocimiento aumentará las desigualdades sociales, políticas, económicas, culturales. La organización del trabajo deberá de enfrentar grandes transformaciones. La tecnología y su implementación en la producción harán que se requiera de menos mano de obra, por lo tanto habrá mayor desempleo.

Seguirán existiendo los explotadores y los explotados ambos importantes para que el sistema funcione pero a diferencia del pasado este eterno conflicto podría convertirse en todo un divorcio con todas sus consecuencias.
Vivir con una población que envejece, enfrentar una nueva demografía no será nada fácil. El mercado único será afectado sensiblemente y con tendencia a desaparecer.

En el futuro habrá dos tipos de trabajadores, los jóvenes y los viejos. Con necesidades muy distintas y con expectativas en sus puestos de trabajo que no saben si se lograrán concretar debido a que los empleos ya no son permanentes.Algunos opinan que esto es necesario y es más piensan que así los trabajadores pondrán más de su parte para lograr permanencia, en parte eso es real y en parte no. Porque en ocasiones el más calificado o pensante resulta peligroso.

La llamada pirámide jerárquica tradicional de la organización del trabajo prácticamente desaparecerá. La organización del empleo estará más bien ligada a redes de trabajo cooperativo. La inteligencia no estará centrada en la cabeza sino en toda la red para asegurar el éxito y el desarrollo de cualquier empresa.
Aprender y formarse para trabajar en la sociedad del conocimiento será un requisito fundamental para continuar en la carrera. El desarrollo de los recursos humanos y la formación serán elementos determinantes en cualquier sociedad y un requisito imprescindible para sobrevivir.

Se precisará de instrumentos nuevos y más dinámicos para que los Estados y los interlocutores sociales puedan a su vez aplicar y utilizar en la formulación en ejecución de las políticas de desarrollo de los recursos humanos, y que se integren en otras políticas económicas y sociales, en especial las políticas de empleo que tanto preocupan.

El crecimiento a nivel económico y el desarrollo social de los países no podemos negar que siempre a estado asociado a grandes y continuas inversiones en materia de educación y formación, lamentablemente en el caso de nuestro país la inversión y la política educativa es casi una burla, sin un proyecto nacional, sin un proyecto educativo a largo plazo y si por si fuera poco ocupando el ultimo lugar en cuanto a educación se refiere.

Muchos políticos repiten esta información pero no mucho se hace, los profesores en ocasiones no cuentan no solo los recursos sino con las facilidades para reciclar sus conocimientos .Por otro lado el costo de libros y materiales para su autoformación es elevado, los libros, el conocimiento paga altos impuestos para llegar a nuestras casas.

En los países ricos, aquellos en los que los trabajadores han recibido más educación primaria, secundaria o superior, cerca de un 50 por ciento del grupo de edad correspondiente, tomarán aún mayores ventajas. Se estima que cerca de un 98 por ciento de la población adulta de estos países desarrollados está alfabetizado. En cambio, en los países más pobres, incluido el nuestro las estadísticas son vergonzosas. Nuestro actual presidente también lo dice:”Es vergonzoso que todavía enfrentemos de analfabetismo” …A lo cual agregaría que es más vergonzoso que aquellos que si tienen profesión no tengan empleo para darle a sus familias una situación digna y para autorealizarse en aquello que estudiaron . A cuánta gente capaz no se le da oportunidades laborales, sin embargo tenemos payasos y analfabetos en nuestro Congreso, gente sin vocación docente en nuestra Universidades.

La instrucción básica por ejemplo si nos situamos en otras realidades no llega a una proporción importante de adultos en países como África y del Asia Meridional. A diferencia de los países industrializados los cuales cuentan con 30 veces más en educación y formación por estudiante que los países menos adelantados.

Es indiscutible que el desarrollo de los recursos humanos y la formación son elementos que contribuyen y determinan las mejoras en la productividad de la economía, son estos la causa de los desajustes de las capacitaciones en el mercado laboral y promueven la competitividad internacional de un país.

La educación y la formación suponen por lo tanto grandes beneficios para la sociedad. La formación y el desarrollo de los recursos humanos ponen de relieve los valores fundamentales de una sociedad, el saber, la equidad, la justicia, la igualdad de trato entre hombres y mujeres, la no-discriminación, la responsabilidad social y la participación de todos en la vida económica y social
Pero hay algo que no se debe de dejar de mencionar y es que para los que logremos estar incluidas en la sociedad del conocimiento las cosas no serán tan difíciles como para los que sean excluidos, cuyos resentimientos seguramente se verán incrementados y las razones están por demás explicarlas.

Lo que si no se puede dejar de mencionar ya que llama poderosamente la atención es que se observaran la presencia de segmentaciones hacia el interior de los mismos grupos sociales, debido a las categorizaciones dependiendo del grado formación y de la predisposición de seguir aprendiendo.

En nuestro país por ejemplo que son los menos los que continúan un diplomado, una maestría o doctorado en alguna profesión. Por lo regular cuando lo hacen tienen doble carga porque ya tienen familia que mantener .Es todo un logro concluir los estudios y son pocos los que obtienen el grado.

En cuanto a la importancia de la investigación científica, esta es innegable ya que jugará un papel protagónico en cuanto a las explicaciones que nos presentará con referencia a nuestro comportamiento tanto individual como social.

La biogenética por ejemplo nos revelará grandes secretos, pero a su vez nos traerán enormes problemas de discriminación. Los principios de justicia, valores, la búsqueda de la verdad, de la igualdad para todos, de la democracia seguirán existiendo así como sus antónimos la injusticia, la mentira, la fealdad de los hombres, la explotación, todos en carrera en un círculo infernal que parece no tener fin. Pero el enemigo más cruel que hemos tenido todos los hombres del mundo y contra el que se lucha cada día es y seguirá siendo la ignorancia.

Situar al individuo en el centro de una sociedad basada en los conocimientos y las calificaciones es algo que de cualquier forma se tendrá que dar. No creo que exista en el mundo una constitución de un país que no mencione el derecho que posee cada hombre sobre su formación y su desarrollo, pero cuantas veces me he pregunto si esto se cumplirá alguna vez para todos. Siempre he creído que este sistema tan injusto sobrevive porque no es, ni fue nunca conveniente para los grupos de poder que el conocimiento llegue a las masas porque entonces no se les podría manipular con facilidad por tanto hay que darles pero no demasiado

El desarrollo de las personas como ciudadanos y miembros activos de la sociedad ocupa un lugar cada vez más importante en las declaraciones de objetivos en materia de aprendizaje, educación y formación. , «El concepto de ciudadanía activa alude a la oportunidad y la manera de participar en todas las esferas de la vida económica y social, las posibilidades y riesgos que supone intentar hacerlo y la medida en que ello aporta el sentimiento de pertenecer a la sociedad.

La independencia, la autoestima y el bienestar de las personas constituyen la clave de la calidad de vida de los miembros de una sociedad. La riqueza de los países, desarrollados, como en desarrollo, está en sus gentes, en los procesos de educación y formación, en la posibilidad de estar siempre dispuestos a seguir aprendiendo.

Debemos preocuparnos más en la educación y formación centrándonos en la persona humana, tomando en cuenta las diferencias individuales de cada uno, asumiendo que todos tienen el derecho de ser mejores y de progresar.

Países como Túnez, Egipto, Singapur y otros de América Latina, están introduciendo nuevas reformas radicales en la educación básica, con especial insistencia en las calificaciones «esenciales», «básicas» o «clave» encaminadas a promover la independencia e iniciativa de las personas individuales. No es posible por lo tanto que nosotros los peruanos nos mantengamos ajenos a estos cambios, no es posible que los discursos digan algo y en la realidad se haga otra cosa. Además la crisis en nuestra educación es el resultado de la indiferencia de muchos gobiernos a lo largo de nuestra historia y no es cuestión de buscar culpables y rasgarnos las vestiduras, lo importante aquí es empezar a trabajar para cambiar las cosas.

Países como Suecia por ejemplo hacen importantes inversiones en cuanto a educación para adultos. En esta Iniciativa, toda la educación está regida por las necesidades, deseos y capacidades de las personas, para ayudarlas a mejorar sus oportunidades individuales en el mercado laboral y para brindarles nuevas oportunidades de estudio; a efectos de la organización, la planificación y los cursos que se imparten, la educación tiene que ser orientada por lo tanto en función a la demanda.Cada hombre deberá aprender a hacerse responsable de su propio desarrollo, de su capacitación, de construirse y asegurarse un futuro mejor.

Los profesionales responsables deberán de estar conscientes de que el conocimiento deberá de ser siempre actualizado y que sino asumen un compromiso consigo mismos será inevitable que sucumban. Esta capacidad de autoaprendizaje, en la sociedad de la información, donde los conocimientos circulan de forma veloz y abundante, todavía es más necesaria. La caducidad de los conocimientos adquiridos será cada día más intensa, especialmente en el campo de la tecnología y de los saberes aplicados. Además todos sabemos que lo que hoy es considerado como verdad por la ciencia mañana puede no serlo, la única certeza que tenemos es que todo es incierto.

Se llegará a un punto en que el aprendizaje será una tarea de toda la vida, permanentemente particularmente creo que ya lo es desde hace mucho tiempo atrás. El titulo universitario que asegura la posesión del conocimiento de una ciencia o un arte no será tan valioso .Lo que será valioso es que logremos conservar la capacidad de seguir aprendiendo .Las potencialidades de los hombres se llevarán a fronteras nunca antes imaginadas.

A veces me sorprendo cuando se pretende en la universidad uniformizar las clases de algunos, que todos los maestros de un dicten iguales como si fuésemos robots o que se hable de cosas como criterios evaluativos cualitativos y en la realidad no existan como tales.

Los grandes capitalistas del futuro serán aquellos que trabajen con el conocimiento no podría ser de otra forma. Por todo lo expuesto debemos tomar en cuenta que son nuestras escuelas las deberán de asumir un papel decisivo en este proceso de cambio; ya que en ellas descansan los cimientos de nuestra sociedad, lo más curioso es que allí tenemos los más grandes problemas.
FANNY JEM WONG